Turismo en Tarragona

Vacaciones en Salou

Índice

 

Tarragona

Tarragona es la capital de la comarca del Tarragonès y a su vez, de la demarcación de Tarragona, la provincia más al sur de Cataluña, limítrofe con la Comunidad Valenciana. Ciudad fundada a hacia el s. II aC a partir de un asentamiento romano, en poco tiempo se convirtió en una importante base militar para el Imperio que creció hasta convertirse en uno de los puntos de referencia para las incursiones de los ejércitos hacia el interior de la Península Ibérica.

Nace en el mar, en las playas de la Costa Dorada, y ofrece al visitante una estancia repleta de historia, arte y cultura mediterránea bañada por un clima suave durante todo el año.

Tarragona disfruta de una de las Denominaciones de Origen más prestigiosas de España, la D.O. Tarragona, que nos regala unos vinos inconfundibles de sabores exquisitos procedentes de uvas como la Garnacha, el Cavernet Sauvignon, el Xarel•lo o el Chardonnay, entre muchas otras variedades.

Tarragona turismo

Por ser una población marítima y de gran carga cultural, Tarragona siempre ha sido un punto de referencia turístico para amantes del sol en verano y de la historia antigua y medieval durante todo el año, ya que el clima, incluso en pleno invierno, es muy agradable y no interfiere en absoluto en los paseos o las excursiones que nuestros visitantes tengan previstos para sus días de vacaciones.

 

balcon del mediterrananeo en tarragona

Qué ver en Tarragona ciudad

Cuando el visitante llega a Tarragona ciudad se encuentra con una población de piedras que explican un presente vivo y moderno a través de un pasado rico y silencioso. Hacer turismo en Tarragona es simplemente pasear por la ciudad, dejarse llevar por itinerarios fijados o simplemente por la intuición o el deseo de conocer rincones sorprendentes por su excepcionalidad.

Como ocurre con cualquier rincón de la costa catalana, podemos dejar que Tarragona nos sorprenda, pasear por sus calles y dejarnos maravillar por espectáculos visuales como la Catedral gótica, dedicada a santa Tecla, en la parte alta de la ciudad; el anfiteatro romano, escenario de sangrientas batallas entre gladiadores.

El Serrallo, barrio pescador donde todas las tardes se subasta el pescado capturado durante el mismo día, zona de restaurantes que ofrecen cartas con las mejores recetas del mar. Si, por el contrario, el visitante es previsor y prefiere adentrarse en la ciudad con la intención de visitar a fondo sus tesoros, proponemos una serie de rutas para facilitar la organización de las jornadas en la ciudad.

La Tárraco Romana

Para hacernos una idea global de la riqueza que encierra la Tarraco romana, podemos iniciar el recorrido en el Museu d’Història de Tarragona. Una selección de hallazgos que van desde la Prehistoria hasta el siglo XIX, pero con lógica predominancia de piezas de la época clásica, de gran presencia en la ciudad.

En el museo podremos disfrutar de una detallada maqueta que nos hará retroceder diecinueve siglos para mostrarnos cómo en el s. II dC se estructuraba el territorio y la vida de uno de los puertos más relevantes del Imperio Romano. Tomando como referencia dicha maqueta, podemos visitar con la misma entrada al museo, el Pretorio o Torre de Pilatos, desde la parte superior de la cual se tiene acceso a una de las mejores vistas de la ciudad.

A través de túneles subterráneos, des del Pretorio podemos trasladarnos al Circo Romano. El anfiteatro y la visita a las murallas o Paseo Arqueológico también forman parte del recorrido al cual accedemos con la compra de la entrada al museo, a partir de 3,30 € (consultar precios específicos, de grupos y entradas conjuntas en la página web del museo).

Mapa Ruta de la Tarragona Romana

 

Algunos puntos de interés que más visitas atraen son:

Maqueta de la Antigua ciudad de Roma: La maqueta es sin duda el mejor punto de partida de la ruta romana Tarragona. El Museo de Historia de Tarragona se encuentra en la plaza del Pallol, y es allí donde se encuentra una maqueta que reconstruye la ciudad romana en el momento de su máximo apogeo en el s.II d.C.

Muralla romana: Después de visitar la maqueta de la ciudad de roman empezamos el itinerario por las las murallas de Tarragona con el acceso a pocos metros de la maqueta. Las murallas se construyeron a finales del s. III a. C. para proteger la ciudad de posibles ataques

Foro provincial: Seguimos nuestra ruta por la Tarragona romana, después del recorrido por las murallas nos encontramos con en el Foro Provincial, un espacio que actualmente ocupan la Plaza del Pallol, la Plaza del Forum y la Plaza del Rey. Este era el lugar desde el que se gobernaba la provincia de Hispania Citerior, de la que Tárraco era la capital.

Museu Nacional d’Arqueologia: El Museo Nacional Arqueológico de Tarragona es una visita obligada en Tarragona. Guarda una valiosa colección de restos romanos descubiertos en la ciudad y sus alrededores. En su interior encontrarás un gran número de piezas como esculturas, mosaicos, cerámicas, lámparas de aceite, ánforas y otros objetos de uso cotidiano en la antigua Tarragona romana.

Anfiteatro romano: Situado fuera de las murallas porque no había espacio en el interior, este anfiteatro es único en el mundo. Su ubicación, cerca de la playa y de la Vía Augusta lo convierten en uno de los anfiteatros romanos más espectaculares del antiguo imperio. El anfiteatro fue construido a inicios del s. II d.C. aprovechando la inclinación natural del terreno con el mar Mediterráneo de fondo. Aquí era donde se celebraban luchas de gladiadores, de fieras y ejecuciones públicas.

Circo romano: Está situado junto al Anfiteatro. De todos los edificios dedicados a los espectáculos que existieron en la Tarragona romana, el circo fue el más grande de ellos. Tanto en el interior de sus bóvedas como en el resto del recinto, podrás tomar fotos que te ayudarán a viajar a los tiempos de los césares.

Necrópolis paleocristiana: La necrópolis paleocristiana de Tarragona se formó a mediados del s. III d.C. y en ella hay sepulturas que alcanzan hasta el s. V d.C. La necrópolis de Tarragona es uno de los conjuntos funerarios de época tardía romana más importantes del Mediterráneo

Plaza Imperial Tarraco

Pretorio Torre de los Escipiones

 

Anfiteatro romano tarragona

La Ruta Modernista de Tarragona

El Modernismo fue un movimiento artístico de principios del s. XX, sobre todo arquitectónico y decorativo, donde la naturaleza se convirtió en modelo y referente para sus creaciones. Encabezados por Antoni Gaudí (precisamente nacido en Reus en 1852), el gran arquitecto modernista de proyección internacional, un gran número de artistas sembraron la provincia tarraconense de edificios, como Domènech i Montaner o Salas i Ricomà.

Aunque Tarragona cuenta con más de 30 edificios modernistas, sin duda remarcables, podemos prolongar la ruta hasta la ciudad de Reus, a unos 14 km de Tarragona. Podríamos decir que en la Rambla Nova se aglutina un gran número de obras de referencia de este movimiento artístico de gusto naturalista y refinado.

Edificios como la Casa Musolas (1914, Josep M. Pujol de Barberà); el Convento de las Teresianas, en la actualidad, Colegio Santa Teresa de Jesús (1922-1949, Bernardí Martorell i Puig), o la Casa Aleu (1927, Josep M. Pujol de Barberà).

Algunas localizaciones y monumentos modernistas de visita obligada en Tarragona y no nos podemos perder serían: Barandilla del Balcón del Mediterráneo , Capilla de la iglesia de St. Francesc ,Casa Ripoll, Casa Salas, mercado central o el teatro Metrol.

Casco Antiguo Tarragona

Ya la denominación de Casco Antiguo nos remite a rincones de ciudades europeas, construcciones antiguas y agrietadas que a menudo no permiten el paso de la luz; calles cortas, aromas húmedos y olores penetrantes que se escapan de la intimidad de las casas particulares. Una decadencia que permitimos por el encanto que desprende el ambiente atemporal de los barrios más ancianos, para los que parece que el tiempo transcurre al margen del resto de la ciudad. Y en el cas de Tarragona, en el centro, la Catedral.

El Casco Antiguo de Tarragona se encuentra en la parte alta de la ciudad, por lo que también recibe el nombre de Part Alta, y está rodeado por aproximadamente un kilómetro de muralla romana.

De repente, entre las callejuelas estrechas aparecen plazas llenas de vida, como la Plaza de la Font o la Plaza del Fórum, y locales de ocio para turistas, simplemente para tomar algo. También hay una amplísima oferta de restaurantes que van desde la cocina mediterránea tradicional hasta la alta cocina, más experimental y atrevida, que contrasta con el vetusto entorno.

Es de visita obligada la Calle del Comte, popularmente conocida como Pilon’s Street. Su particularidad: los pilones que impiden el aparcamiento de los vehículos en las aceras de dicha calle, y también algunas fachadas, han sido decorados por artistas callejeros y grafiteros, por lo que alegres colores y formas salpican los laterales de la calle y le otorgan un aspecto muy alegre.

Otras visitas recomendadas del Casco Antiguo serían, por ejemplo, el antiguo Ayuntamiento de Tarragona, la Calle Major, los arcos de la Calle Merceria, el Palacio Arzobispal o, simplemente, el recorrido por las murallas romanas que rodean el barrio.

Catedral Tarragona

La Catedral de Tarragona, dedicada a la patrona de la ciudad, santa Tecla, es un monumental edificio gótico construido en la transición románico-gótica entre los siglos XII y XIV, aunque en el interior, las obras y las reformas se prolongaron hasta el Barroco. Está situada en la parte alta de la ciudad, en el centro del Casco Antiguo.

El campanario, construido en tres fases (las dos primeras, de forma cuadrada, y la de arriba, octogonal) durante el s. XIV, tiene 70 metros de altura y puede ser visitado después de subir exactamente 190 peldaños. Para acceder al primer bloque hay una escalera de caracol con 100 peldaños, seguido de otro tramo de 40 peldaños más hasta la parte superior del segundo cuerpo y 50 peldaños más pequeños que conducen a la parte más elevada del campanario.La Catedral tiene una planta de cruz latina, de unos 100 metros de largo y 33 metros de ancho. La nave central tiene una altura de 26 metros, que llega a los 38 en el punto en que se cruzan las naves, justo en la intersección de la cruz o cimborio.

Como toda construcción gótica, el interior es bastante luminoso, ya que la ligereza de los muros permitía abrir ventanas i rosetones para que el sol penetrara de forma natural en el edificio. Se aconseja visitar en días soleados, ya que es la mejor forma de apreciar los espacios y detalles del interior.

En la parte noroeste de la Catedral se expande el claustro. Es de planta rectangular (46 por 47 metros) y tiene cuatro galerías; fue construido en el s. XII. Es un espacio ideal para el visitante curioso, ya que en los capiteles de las columnas del claustro encontrará escenas esculpidas de lo más variado. Desde las típicas escenas bíblicas pasando por motivos geométricos, florales o animales, hasta llegar a representaciones paganas de guerreros, músicos o cuentos tradicionales de la época.

Cerca de la Catedral se encuentra el antiguo hospital medieval de Santa Tecla, actualmente, la sede del Consell Comarcal del Tarragonès. De hecho, del hospital propiamente dicho se conserva solo la fachada exterior, visible desde la Calle de les Coques, y de estilo románico-gótico. Están perfectamente conservados los cinco arcos del porche de la entrada.

 

Palacio de la Cambreria

El Palacio de la Cambreria es una edificación en muy buen estado del s. XIII. Conocido también con los nombres de Casa Balcells o Casa del Cambrer, el palacio estaba adosado a la Catedral, a la cual se accedía antes de hacerse algunas reformas en el interior de la basílica. Actualmente solo permanece el patio de acceso, la escalera que conduce al primer piso y la fachada, donde vemos combinadas ventanas de estilo gótico y renacentista.

Plaza del Fórum

La Plaza del Fórum es un espacio de dimensiones considerables que conserva, de su pasado clásico, algunos restos que nos hablan de grandes jardines y elegante decoración escultórica. Por suerte, se conserva un importante número de pedestales con inscripciones y también restos de pórticos en los edificios colindantes en tres de los lados de la plaza, que se pueden visitar libremente.

Calle Major

No es extraño en absoluto encontrar la Calle Major en la gran mayoría de pueblos y ciudades de nuestro país. En el caso de Tarragona, esta calle se considera la más antigua de la ciudad, seguramente descendiente de la Via Triumphalis, el itinerario que en época romana desfilarían las comitivas de celebración y que iba des del Circo hasta el Templo de Júpiter. Actualmente transcurre des de las escaleras de la Catedral hasta la Baixada de la Misericòrdia, y a lo largo de los siglos ha ido manteniendo el papel de escenario de celebraciones y eventos importantes de la ciudad. Es en la Calle Major es donde se encuentra el antiguo Ayuntamiento de Tarragona i el Palacio del Gobernador, la antigua Generalitat en la ciudad, un edificio del gótico tardío que en la actualidad alberga el Departament de Cultura de la Generalitat de Catalunya. En la fachada del Palacio del Gobernador hay una serie de escudos protegidos en el catálogo de los Bienes Culturales de Interés Nacional.

Calle Cavallers

Esta calle de innegable carga histórica tiene, en el número 14, la casa de los Castellarnau, donde, entre otros personajes notables, se hospedó Carlos I de España y V de Alemania cuando visitó Tarragona en 1542.  Plaza del Pallol La encontrarás justo en el centro de la parte alta de Tarragona. Es famosa por poder encontrar en ella restos arquitectónicos del Foro Romano, que fechan del siglo I d. C. Esta plaza y el Pretorio constituyen dos de los monumentos mejor conservados del foro romano.

Rambla Nova

Es la calle más famosa de la ciudad. El paseo principal de Tarragona y por el que no puedes dejar de caminar si estás conociendo la ciudad. En ella encontrarás diversos monumentos, algunos de los cuales han acabado siendo iconos, por ejemplo: el Roger de Llúria, el Monumento a la sardana, la Fuente del Centenario, el Monumento a los Castellers, el monumento a Lluís Companys o La torre de los Vientos.

Balcón del Mediterráneo

Situado al final de la Rambla Nova, en la parte alta, sobre unos 40 metros arriba del mar, tenemos el Balcón del Mediterráneo desde donde observar el Mare Nostrum, el puerto de Tarragona, la playa del Miracle y el Anfiteatro. Un lugar donde terminar un paseo romántico y de paso, tocar la banderilla, que según dicen da suerte.

Plaza de la Font

La Plaza de la Font representa el centro de Tarragona y ocupa parte de la arena del antiguo circo romano. Aquí encontramos también el edificio de fachada neoclásica del Ayuntamiento de la ciudad. Se trata de la plaza principal de la Parte Alta, muy concurrida durante todo el día, y con multitud de bares, caferías y restaurantes.

 

Información útil de Tarragona

Cómo llegar a Tarragona

 

Tarragona, a unos 100 kilómetros de la ciudad de Barcelona, es una localidad de fácil acceso por carretera, tanto comarcal como por autopista, que recorre la Costa Dorada pasando por pueblos de gran interés turístico como, por ejemplo, Sitges.

Si nos dirigimos a Tarragona desde otros puntos de la Península, el acceso es también directo y fácil a través de autovías y autopistas (algunas, con peajes), tanto en vehículo privado como en autocares de diferentes compañías, AVE o ferrocarriles de Renfe.

Cerca de Tarragona encontramos los aeropuertos de Reus (a 7 km), Barcelona (72 km), Lleida (90 km), Castellón (140 km) y Girona (180 km).

Oficina turismo Tarragona

Carrer Major, 37, 43003 Tarragona Telf. 977250795

Museos Tarragona

Tarragona es sin duda ciudad de museos, y es que nos ofrece una amplia oferta en museos, sin duda para todos los gustos.

 

*Casa Castellarnau:

C. Dels Cavallers, 14, 43003 Tarragona Edificio construido en el s. XV, fue residencia de grandes personalidades hasta el s. XIX. En el interior se conservan testimonios de varias épocas y mobiliario de los siglos XVIII y XIX.

 

*Museo Arqueológico:

Pl. del Rei, 5 Creado en el s. XIX como sede del Museo Provincial, expone, conserva y estudia el amplio patrimonio paleocristiano y romano de la zona de Tarragona y alrededores. Centro divulgativo de gran actividad, se realizan exposiciones temporales, conferencias, ciclos y acciones de reconstrucción histórica.

 

*Museo Arte Moderno:

C. Santa Anna, 8 El museo fue creado en 1976 para mostrar y conservar el patrimonio artístico moderno y contemporáneo tarraconense. Con el objetivo de dinamizar el conocimiento, tiene un servicio pedagógico muy bien estructurado que incluye visitas guiadas para niños a partir ya de los 3 años.

 

Museo del Puerto: Muelle de la Costa, s/n Situado en el Puerto de Tarragona, el objetivo de este emplazamiento es la divulgación y muestra del patrimonio portuario y marítimo de la Costa Dorada.

Inscríbete en nuestra newsletter!

Serás el primero en conocer nuestras ofertas, promociones y novedades... ¡¡Prepárate para las vacaciones!!
Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la política de privacidad